Apps de #videoscortos, ¿por qué son el futuro (y presente) del entretenimiento?

138 0

Hace tiempo creíamos que las redes sociales eran una buena herramienta para “pasar el rato”, pero poco a poco se han convertido en una de nuestras fuentes primarias de entretenimiento y, no solo eso, plataformas como las de videos cortos proporcionan herramientas que han despertado el interés de miles de personas por explorar y compartir su creatividad con el mundo.

Durante la pandemia de COVID-19, las apps de entretenimiento cobraron un rol fundamental en la vida de las personas. De acuerdo con un reporte de GroupM, durante 2021, las plataformas de entretenimiento han reportado un incremento del 90% en la cifra de usuarios activos mensuales, mientras que las plataformas de videos cortos presentaron un alza de 300% en cuanto a usuarios activos al mes y el tiempo que pasan en estas apps creció 84%.

“Con la pandemia comenzamos a pasar más tiempo conectados ante la necesidad de limitar el contacto presencial, además, esto aumentó significativamente nuestro consumo de contenido para hacernos olvidar el estrés, la ansiedad y el aislamiento que nos generó este contexto tan complejo; sin embargo, nuestra preferencia por los videos cortos ha ido creciendo como una bola de nieve en los últimos años y hoy estamos en el punto en donde podemos explotar la creatividad para cautivar y entrar a nuevos mundos”, cuenta Gustavo Vargas, Director de Comunicaciones de Kwai para Latinoamérica.

Plataformas como Kwai, red social de videos cortos que suma más de 180 millones de usuarios activos mensuales en sus mercados extranjeros y América Latina, ha apostado por un algoritmo inclusivo que permite descubrir contenido de creadores de todas las latitudes y crear comunidades más allá de las barreras geográficas y culturales, una cualidad que realmente atrae a las generaciones más jóvenes, ya que 77% de los miembros de la Generación Z y Millennial aseguran que los videos cortos que ven los hacen sentir parte de una comunidad de personas como ellos.

Otro punto a resaltar es que estas plataformas son mobile first, es decir, están hechas para consumirse en nuestros celulares. En México, el 75.5% de la población tiene un celular y 9 de cada 10 tienen un smartphone en el que pueden hacer uso de diversas apps. Esto dice mucho de cómo han cambiado las vías para consumir entretenimiento; de hecho, la televisión abierta que reinaba como la opción para los tiempos de ocio, ahora es usada por el 61% de la población en México, una proporción menor que la que usa un celular, según datos del INEGI.

Por otro lado, el formato de videos cortos ha demostrado ser una forma excepcional de comunicar, conectar e informarse en pequeños y contundentes bocados, en lugar de perderse en el vasto océano de información del internet. Las apps de videos cortos permiten que las personas se sientan atraídas por el hecho de acceder en segundos a una receta, un tutorial, una broma, una reflexión, una noticia, en donde la interacción y retroalimentación son instantáneas, mientras que la estimulación es constante.

Los especialistas en marketing saben que los potenciales consumidores están ahora en estos espacios, tanto así que las redes sociales ‘tradicionales’ también han creado sus propias versiones para integrar el formato de video corto, una herramienta que cada vez más marcas explotan para impulsar sus canales de e-commerce. Sin embargo, los usuarios de apps de videos cortos también han puesto la vara más alta, ya que si el contenido no apela a algo relacionable, divertido o conmovedor, difícilmente las marcas ganan relevancia.

Con el consumo de videos cortos como una tendencia dominante, se prevé que para el próximo año el 82% del tráfico en internet corresponda a video, lo cual corrobora que las apps de videos cortos no son solo una nueva forma de entretenimiento, sino nuestra nueva forma de crear vínculos más cercanos y reales con las personas y el mundo que nos rodea.

Related Post