¿Cómo liderar equipos de trabajo de la generación #centennial?

153 0

Por: Cecilia Mansilla, experta en desarrollo profesional e instructor de  Udemy

Tras los millennials, la siguiente generación que está ingresando al mercado laboral son los centennials o generación Z. Al igual que sus predecesores, se caracterizan por ser nativos digitales y por el gusto de expresar su individualidad en diferentes plataformas sociales teniendo a la tecnología como principal herramienta en su vida diaria, haciéndolos un grupo flexible que está habituado a los constantes cambios de esta y su impacto en los diferentes ámbitos en los que se mueven.

Si formas parte del departamento de recursos humanos o bien te toca liderarlos en tu empresa, aquí seis aspectos a considerar para potenciar su talento y ofrecerles experiencias que fomenten su desarrollo personal y profesional y facilitar su retención:

1)    Comunica el impacto que tiene su trabajo y el sentido de propósito del mismo: contrario a otras generaciones, los centennials prefieren laborar en equipos horizontales, las jerarquías no es algo que les llame la atención pero si les importa saber el por qué y para qué de su labor dentro de una empresa; más que ostentar un puesto, buscan que sus actividades tengan un sentido más allá de cumplir con un horario y ciertas tareas. La retribución económica y escalar puestos en la organización es de su interés, pero de manera secundaria, lo principal para ellos es el propósito de su quehacer diario.

2)    Adiós a la micro gestión: esta generación se caracteriza por su espíritu emprendedor y la flexibilidad que esto conlleva, por lo que se vuelve necesario delegarles tareas y brindarles confianza para su realización enfocándose en los resultados esperados y no tanto en los procesos a seguir (en tanto sea posible). Y como mencionamos arriba, cada actividad necesitará estar fundamentada en el impacto que tendrá en el conjunto de la empresa para que perciban su relevancia y no las consideren como algo aislado.

Los líderes necesitan asumir el rol de orientadores, buscar la optimización y posicionarse como guías y no como jefes, donde la clave es co-crear y no solo girar órdenes.

3)    Flexibilidad para decidir dónde trabajar: los miembros de esta generación pueden mezclar a la perfección el mundo laboral con el personal, por eso intentar ofrecerles un modelo de trabajo híbrido en el que puedan hacerlo desde la oficina corporativa o desde su casa o cualquier lugar que sea de su agrado, y en el horario que mejor les acomode sin perder de vista los resultados que se esperan de ellos, es un buen incentivo para impulsar su productividad.

4)    Balance entre vida personal y trabajo… y no solo en los dichos sino en los hechos: aquí se vuelve importante derribar el prejuicio que al ser personas imbuidas en redes sociales se olvidan de trabajar, pero la realidad es que han demostrado ser hard workers y están tan comprometidos como otras generaciones.

Su mantra es que “trabajan para vivir y no viven para trabajar”, por lo que deben experimentar un verdadero equilibrio y desempeñarse en una empresa donde “ponerse la camiseta” no implique sacrificar su vida personal. Y cuando hay picos de actividades cuenta con su compromiso, pero no debe ser la norma si es que perciben que ponen más de lo que la empresa hace por ellos.

5)    Formación continua y fomento de la creatividad: al regirse por el sentido de propósito y la búsqueda de la co-creación de soluciones, necesitarás dotarlos de los conocimientos y las habilidades necesarias para que continúen mejorando en su puesto actual y los prepares para las futuras posiciones que ocuparán. Hacerlos partícipes en la toma de decisiones implica promover la resolución de problemas de manera creativa soportado por procesos que les ayude a liberar su potencial.

6)    Diversidad, equidad e inclusión, un básico: los centennials buscan permanecer en empresas que compartan sus mismos valores personales, siendo uno de estos el reconocimiento y respeto a la diversidad sexual, cultural o de otra índole. Son una generación acostumbrada a convivir en la pluralidad de expresiones aunque no sean las propias; por tanto, promover la heterogeneidad, la equidad de oportunidades y la inclusión de diferentes formas de pensar sin duda será algo con el que se identificarán.

Para llevar a buen término una política de diversidad, equidad e inclusión, además de su planeación e implementación, será importante la participación de los departamentos de recursos humanos para identificar y gestionar sesgos que surgen de la diversidad, lo cual comienza por identificar prejuicios hacia los otros, en su mayoría de forma inconsciente, para después crear estrategias que cambien la perspectiva con el objetivo de propiciar un trato inclusivo y empático.

Los tiempos cambian y las generaciones también, por lo que las empresas deben adaptarse a éstas con el objetivo de buscar un fin común, el crecimiento y buenos resultados de su negocio. Conocerlos, saber qué los motiva y hacer equipo con esta generación permitirá a los departamentos de Recursos Humanos y a los líderes de área brindarles oportunidades para que su inicio en el mundo laboral sea el mejor posible y puedan crecer a nivel profesional y personal.

Related Post