Empoderar a las #marcas y sus consumidores a través de la privacidad de datos

86 0

No es ningún misterio: para ofrecer a los clientes una gran experiencia, hay que conocer sus preferencias e intereses. Cuando se conoce a los clientes, es posible hacer que cada interacción tenga sentido; la personalización tiene el poder de influir en las decisiones de compra. Los datos están en el centro de todas las decisiones estratégicas impactantes, ya sea que se quiera estudiar la viabilidad de lanzar un nuevo producto, entrar en un nuevo mercado o construir mejores relaciones: los datos de los clientes son vitales. Sin embargo, hoy día se presta más atención a las cuestiones de privacidad y a lo que los clientes pueden estar renunciando para obtener este tipo de personalización, ya que a medida que más personas toman conciencia de las cuestiones de privacidad, muchas empresas tienen la necesidad de cambiar su forma de hacer estrategias para satisfacer las preocupaciones de sus clientes.

A medida que los consumidores adoptan la tecnología digital en más ámbitos de su vida son cada vez más conscientes de los tipos de datos que comparten, y con quién, los datos que generan crean tanto una oportunidad para que las empresas mejoren su compromiso con los consumidores como la responsabilidad de mantener los datos de los consumidores a salvo. Según una encuesta realizada por McKinsey & Company en 2020, la gran mayoría de los usuarios (el 87%) afirmó que no compartiría su información con una empresa si tuviera dudas sobre sus prácticas de seguridad. La encuesta también señaló que la mitad de los encuestados más probable que confíe en una empresa que solo pide información relevante para sus productos o que limita la cantidad de información personal solicitada.

Los consumidores tienen un mayor control sobre su información personal gracias a las numerosas herramientas de privacidad disponibles en la actualidad, como los navegadores web con bloqueadores de cookies incorporados o el software de bloqueo de anuncios; sin embargo, si la oferta de un producto o servicio -por ejemplo conectividad y uso de datos móviles – es de vital importancia para los consumidores muchos están dispuestos a dejar de lado sus preocupaciones sobre la privacidad. Los consumidores pueden ejercer un control significativo sobre sus datos personales y pueden determinar cómo se utilizan los datos sobre ellos y creados por ellos, así como los beneficios que desean obtener, dentro de un sistema fiable y seguro. En otras palabras, los consumidores están dispuestos a compartir y agregar más datos personales, pero quieren un intercambio de valor justo y deben poder obtener un beneficio transparente al compartir sus datos personales.

Compartir datos personales no tiene por qué ser del todo negativo, ya que ofrece la ventaja de la personalización según los hábitos y estilos de vida de los consumidores. El intercambio de datos puede dar lugar a productos y servicios que faciliten y mejoren su vida, les entretengan y les ahorren dinero. Ni las empresas ni sus clientes quieren dar marcha atrás a estas tecnologías, tal es el caso de que el desarrollo y la adopción de productos que aprovechan los datos personales siguen creciendo.

Las empresas deben saber qué datos necesitan realmente para atender a los clientes. Muchos de los datos que se recogen no se utilizan para la analítica y no serán necesarios en el futuro. Para obtener realmente datos útiles de sus consumidores, dentro de los marcos regulatorios, las marcas necesitan implementar respuestas estratégicas que aumenten la proximidad a sus consumidores, pero también los empoderen a través del uso electivo de sus datos para compartir a través de múltiples beneficios. Soluciones como la de OXIO empoderan a las empresas y a sus consumidores proporcionando a las compañías una red móvil de marca con la que pueden obtener los datos realmente importantes de sus consumidores y, al mismo tiempo, empoderan a los consumidores permitiéndoles decidir qué información personal compartir a cambio de ventajas de navegación u ofertas exclusivas.

OXIO proporciona información que antes solo estaba disponible para los grandes operadores de telefonía móvil creando vínculos más fuertes y permanente con los usuarios que permite ofrecerles recompensas atractivas por compartir sus datos. Asimismo, ofrece la posibilidad a los clientes de conocer de cerca a su operadora móvil y la política de datos de primera mano, empoderando al usuario con la posibilidad de proporcionar o no sus datos sensibles.

La transparencia sobre el uso y la protección de los datos de los consumidores refuerza la confianza, por lo que hacer un intercambio transparente será cada vez más importante para generar confianza. OXIO ayuda a las empresas a alcanzar niveles de transparencia sobre la información que recopilan, a dar a los clientes el control de sus datos personales y a ofrecerles un valor justo a cambio de ellos a través de ofrecerles paquetes de datos u ofertas exclusivas, de modo que puedan llegar a confiar en ellos y ganarse un acceso continuo e incluso ampliado. Cuando los datos se utilizan para mejorar un producto o servicio, como el uso de datos móviles, los consumidores suelen considerar que la mejora en sí misma es un intercambio justo por sus datos.

Siempre que exista un vínculo claro entre los datos recogidos, el intercambio transparente y una solución tecnológica que respalde a las empresas, los clientes se sentirán más cómodos compartiendo datos adicionales a medida que se familiaricen con el servicio. Existe una oportunidad para las empresas en este momento decisivo que consiste en identificar y adoptar voluntariamente las políticas de privacidad de datos que representa, más que una limitación, una ventaja para las empresas a la hora de acercarse a sus consumidores.

Related Post