Ésta la clave para el avance en la telefonía móvil #Tecnología

906 0

La tecnología inalámbrica aplicada a distintas ramas como las telecomunicaciones, la industria automotriz o la navegación difícilmente se puede entender sin hacer referencia a uno de sus elementos más relevantes: las antenas pero, ¿por qué son tan importantes estos artefactos?

Básicamente, su relevancia en los dispositivos electrónicos radica en tener la función de ser “los ojos” de cualquier sistema inalámbrico y, como en el sentido de la vista, el alcance de esta determina su efectividad. En el caso de las antenas, esto se refleja en su espectro de cobertura de un sistema; una antena puede determinar si un automóvil podrá abrirse y cerrarse desde cualquier dirección.

En temas de la telefonía y la industria móvil cabe mencionar que el número de teléfonos celulares ha registrado un incremento descomunal desde la llegada del nuevo milenio. Remontándonos al año 2000, el aumento de estos aparatos fue de un 1700% aunque desde antes ya se trabajaba en tecnología innovadora en cuestión de antenas, siendo el avance más significativo el diseño de antenas fractales, que ahorraban espacio dentro del teléfono y aumentando la conectividad y la capacidad de recepción en las redes de comunicación.

México también ha sido testigo de la irrupción titánica de la telefonía móvil. Cifras históricas del Banco de Información de Telecomunicaciones marcan que, desde diciembre de 1990 hasta los primeros tres meses de este año, el promedio anual de crecimiento en este servicio fue de 37%, pasando de menos de 64,000 líneas a más de 116 millones.

“Gran parte de esta revolución se debe al diseño mejorado en las antenas, el proceso de simulación de una antena para celular es un aspecto fundamental en la construcción de estos dispositivos. Una antena mal diseñada puede reducir de forma significativa la calidad y el desempeño del mismo”, dijo Ottmar Kappes, Director General de Altair México.

El próximo movimiento de los ingenieros en el diseño de antenas es buscar mejores ubicaciones para integrarlas aprovechando los elementos metálicos de los dispositivos; para ello se buscan soluciones enfocadas a simulación y diseño sistemático. Aquí es donde entra elAnálisis de Modo Característico (CMA, por sus siglas en inglés), entendido como un cálculo numérico de un conjunto ponderado de modos de corriente ortogonales admitidos en una superficie conductora. Con esto es posible saber cuáles son las posibles corrientes naturalmente soportadas por la estructura y comprender mejor cómo funciona una antena y cuán eficiente es su diseño; partiendo de ello, se pueden buscar las mejores ubicaciones para colocarla en función de la cobertura deseada.

En la actualidad existen diversos softwares que permiten un análisis eficiente para solucionar problemas de electromagnética, con los cuales es posible dar solución a estas cuestiones a través de funciones en 3D, así como utilizar CMA para un diseño inteligente, sumado a que pueden realizar un modelado paramétrico y motor automatizado de optimización.

La revolución de la tecnología móvil no se detiene, así tampoco las innovaciones en el diseño y optimización de antenas, las cuales requerirán una mayor cobertura para soportar las nuevas redes que están por llegar; por ello, la simulación computarizada será la clave para acelerar procesos de creación de estos dispositivos, sin los cuales es imposible concebir una evolución en las telecomunicaciones.

Related Post