¡Feliz cumpleaños Mustang! El auto deportivo más vendido en el mundo cumple 56 años #Automotriz

96 0

Se están cumpliendo 56 años de la primera aparición del Ford Mustang en la Feria Mundial de Nueva York, aquel 17 de abril de 1964. Hoy, en su día Ford Mustang también festeja sus dos coronas en ventas globales, como ganador del auto deportivo y su quinto título como el cupé deportivo más vendido del mundo, además de ser el vehículo deportivo más vendido en Estados Unidos en los últimos 50 años.

“Estamos orgullosos del creciente rendimiento y estabilidad de las distintas versiones de nuestros Mustang”, mencionó Jim Farley, director de operaciones de Ford Motor Company. “Desde Suecia hasta Shanghái, cada vez más entusiastas del volante disfrutan de la sensación de libertad que nuestros Mustangs ofrecen. Durante 56 años hemos tenido el honor de servir a nuestros clientes, entusiastas y fanáticos y seguiremos contando”.

Dos coronas en ventas globales

Impulsado por su mayor línea de rendimiento, Mustang vendió 102,090 unidades, según los datos de registro de vehículos nuevos más recientes de IHS Markit, lo que lo convierte en el auto deportivo más vendido del mundo en 2019. Durante este período, las ventas de Mustang en Alemania aumentaron 33 por ciento, en Polonia las ventas aumentaron en casi un 50 por ciento, y en Francia, casi se duplicaron.

El año 2019 también marca el quinto año consecutivo en que Mustang es el cupé deportivo más vendido en el mundo. Los cupés deportivos, según lo define IHS Markit, incluyen modelos de dos puertas y convertibles.

El mejor rendimiento de Mustang

Además de agregar continuamente opciones de personalización y tecnología, Ford mantiene el impulso de Mustang con la mejor alineación de rendimiento de sus versiones.

Ford ofrece a sus clientes una nueva era dorada de rendimiento de Mustang con hasta 12 modelos entusiastas disponibles en todo el mundo. Estas variantes de Mustang incluyen los modelos EcoBoost® y GT, cada uno con dos opciones de Paquete de rendimiento, Mustang BULLITT, Mustang Shelby® GT350 y Paquete de manejo disponible, Shelby GT350R, más Shelby GT500 con Paquete de manejo y opciones de Paquete de vías de fibra de carbono.

La compañía del óvalo azul celebra que cada vez más entusiastas del volante disfrutan de la sensación de libertad que sus Mustangs ofrecen y aunque ahora podría no ser el mejor momento para ponerse al volante de una aventura o viaje innecesario, es el momento perfecto para reunirse con la familia y celebrar al Mustang con algo de cine.

A continuación, compartimos un top de películas en las que Mustang no solo se ha visto como un personaje protagónico, sino que, en algunas, incluso podría considerarse como el héroe:

James Bond: Goldfinger (1964), Thunderball (1965), Diamonds Are Forever (1971)

Si bien el original e icónico espía británico podría o no asociarse con Ford, ha habido varios papeles en los que los protagonistas han sido vehículos del óvalo azul, especialmente el festejado Mustang. Aunque el Mustang ha aparecido en miles de películas y programas de televisión, hizo su debut en Goldfinger,película en la cual el Ford Mustang de Tilly Masterson de 1964 tiene un final desafortunado.

En Thunderball, Bond logra mejores resultados cuando lo recoge un Mustang de 1965 en las Bahamas y unos años más tarde, Bond pone a prueba un Mustang Mach 1 de 1971 como un auto de escape en una secuencia de persecución memorable a través de Las Vegas.

Bullitt (1968)

Protagonizada por Steve McQueen, Bullitt ha sido posiblemente el largometraje automovilístico más emblemático de la historia. El Mustang GT Fastback 1968, en un clásico color Verde Oscuro Highland, protagoniza una épica persecución de 11 minutos por las ondulantes calles de San Francisco. Después de muchos años fuera de la carretera (incluido un intento fallido de Steve McQueen por volver a comprarlo), el vehículo original se vendió en una subasta a principios de 2020 por la increíble cantidad de $ 3.74 millones de dólares. Con los años, la película inspiró varias ediciones especiales de Bullitt Mustang, incluyendo los modelos 2001, 2008 y 2019. Puede ver imágenes del auto real aquí: https://youtu.be/KTdpB7dYFYQ y aquí: https://youtu.be/nHY0VxlqGCM.

60 segundos (1974, 2000)

Famosa por su producción algo temeraria (se afirma que más de 100 vehículos fueron destruidos o dañados durante el rodaje), la cinta original de 60 segundos presentó un Ford Mustang Sportsroof 1971, bajo el nombre de “Eleanor”. Durante la película, Mustang fue el protagonista de uno de los saltos de auto más impresionantes en que voló 9 metros en el aire mientras viajaba a 39 metros de distancia; saliendo más ileso de esta secuencia el muscle car que el propio director y estrella H.B. Halicki, quién sufrió una compresión de columna en el aterrizaje

Para el “remake” realizado en el año 2000, protagonizado por Nicholas Cage y Angelina Jolie, el papel de Eleanor fue “interpretado” por un Shelby GT500 de 1967. Se crearon siete réplicas de Eleanor para la producción, de las cuales cinco fueron destruidas por completo durante las secuencias de acrobacias. Al final de la filmación, las dos restantes fueron para la estrella principal y el productor ejecutivo de la película, respectivamente.

Need For Speed (2014)

Canalizando las características criminales que lo caracterizaron durante sus días en Breaking Bad, Aaron Paul interpreta a un corredor callejero recientemente liberado de prisión, el cual se ve involucrado en una carrera con un plan de venganza en mente. Basada en la serie de videojuegos que lleva el mismo nombre, Need for Speed obviamente iba a necesitar una maquina con un motor mega estelar para trasladar al protagonista de la película hacia su redención, y esa máquina era sin duda un Mustang.

Mustang fue protagonizado por un Shelby GT500 Super Snake Wide Body 2013, que tiene un V8 sobrealimentado de 5.8 litros en dos secuencias diferentes; con 662 caballos de fuerza, y el otro con un fenomenal 850 hp.

John Wick (2014), John Wick: Chapter 2 (2017)

Cuando se trata de películas explosivas con asesinos rudos involucrados, la serie John Wick es una de las mejores de la era moderna. Y aunque la vida de Wick parece idealmente minimalista, limpia y ordenada, su elección de ruedas fue algo más que inesperada y brutal. Presentando el Mustang Mach 1 de 1969, un automóvil que coincide con la fulminante reputación de Wick, de acción rápida y decisiva.

Dirigida por el doble de Keanu Reeves (Chad Stahelski) de The Matrix, John Wick, y su primera secuela, se centran en el robo de la preciada posesión del asesino homónimo ya retirado. Tan icónico es el automóvil que el taller clandestino que recibe el Mustang se niega a desmontarlo y cambiar el VIN, por temor a la legendaria brutalidad de John Wick. Aproximadamente, la siguiente hora, seguida de los primeros minutos de la secuela, es en efecto una terrible recuperación del Mustang vintage robado.

Ford vs Ferrari/Le Mans ’66 (2019)

Tal vez te estés preguntando cómo una historia sobre Le Mans “se cuela” en una lista de películas de Mustang, pero aquellos que hayan puesto atención habrán visto a Lee Loccoca, conocido como el “Padre de Mustang”, jugar un rol relevante al traer a Carroll Shelby quien fabricó una de las mejores máquinas de Ford. Y no olvidemos la revelación real del Mustang en la película, donde un discurso conmovedor de Shelby interpretado por el ganador del Oscar, Matt Damon, casi pierde el genio automotriz de su abrasivo mecánico de carreras, Ken Miles, interpretado por Christian Bale, también ganador del Óscar.

Basada en la historia real de Shelby, Miles y su viaje a Le Mans con el Ford GT40, esta película dos veces ganadora del Óscar, tiene excelentes actuaciones y secuencias dramáticas de carreras que te mantendrán agarrado hasta de la bandera a cuadros. Documental sobre el regreso de Ford a Le Mans en 2016 con el Ford GT aquí: https://youtu.be/vYlEI46g2vU

Soy Leyenda

Si fueras el último hombre en la tierra, ¿qué conducirías en las calles abiertas y desiertas de una Nueva York postapocalíptica? El personaje de Will Smith, Robert Neville, eligió un Mustang Shelby GT500 2007 rojo supercargado como su compañero (además de su perro) en su lucha por la supervivencia.

Los informes sugieren que, de los seis autos construidos para la película, cinco fueron dañados o aplastados después de que la película terminó, dejando uno para subastarlo a coleccionistas. La compañía de producción retuvo el automóvil durante algunos años, pero parece que se vendió a un concesionario de automóviles en Connecticut a fines de 2019, donde estaba en la lista por $ 150,000 dólares.

Related Post