Las instituciones académicas tienen retos que resolver para optimizar oferta y costos de la educación en línea #Negocios

164 0

Como parte de las actividades inaugurales del eShow México 2019, la Asociación de Internet .MX presentó ante los medios de comunicación los resultados del Estudio de Educación en Línea en su edición 2019 que, bajo el patrocinio de OCCMundial, se realiza por tercer año consecutivo. 

Entre los resultados más relevantes del estudio, resalta el incremento de la demanda de la educación con elementos digitales, lo que se explica cuando el 67 por ciento de los internautas dice tener un empleo y por tanto, menos tiempo para su educación. Para la realización del análisis, el estudio dividió a la muestra de la encuesta en dos segmentos plenamente diferenciados: quienes realizan actualmente algún tipo de estudio, y quienes no lo hacen, pero están interesados. 

Entre los que actualmente estudian, el 44 por ciento lo hace en una modalidad mixta, 42 por ciento en presencial y sólo 13 por ciento en línea. En contraste, el interés de 45 por ciento de quienes no están estudiando se centra en la educación en línea y 37 por ciento en mixta, con sólo el 18 por ciento en presencial. 

Al indagar en los motivadores para optar por la educación online, el factor dominante entre los estudiantes fue el costo de la oferta educativa, con un 16 por ciento (en 2017 fue sólo el 1%), a diferencia del 18 por ciento en el segmento de interesados en estudiar, contra el 25 por ciento del año pasado. En ambos casos, le siguen factores como la flexibilidad de horarios y la disponibilidad de la plataforma en todo momento. 

El resultado anterior se confirma al analizar la inversión en educación en línea. El 58 por ciento de los estudiantes invierte más de diez mil pesos mensuales y un 23 por ciento entre 2 mil y 5 mil pesos. Entre quienes están interesados en realizar estudios, el 66 por ciento declaró estar dispuesto a invertir menos de 5 mil pesos. 

Al medir los beneficios percibidos sobre las diversas modalidades educativas, los encuestados resaltaron que, aunque la modalidad en línea les exige mayor responsabilidad, proactividad y dedicación, les aporta flexibilidad de tiempos y mejor aprovechamiento de los estudios. Establecen, también, que la educación presencial es más cara y demanda más tiempo, pero continúa dominando la idea de que esta modalidad recibe mejor aceptación de las empresas al solicitar empleo. En este balance, la modalidad mixta resuelve la mayoría de las diferencias entre online y presencial. 

Al cuestionar a los entrevistados sobre las razones para optar por el modelo en línea de educación, las respuestas están divididas, pero sigue dominando el costo (16%), el tiempo invertido (15%), una plataforma disponible todo el tiempo (13%) y la certificación oficial de los cursos (12%). En el otro extremo, llama la atención que sólo el 7 por ciento no desea cambiar de modalidad y que únicamente uno de cada 10 demanda el reconocimiento de la institución, lo que refleja una mayor percepción de validez de la alternativa digital. 

Para finalizar, el estudio resume los rasgos principales de la percepción de los encuestados respecto de las tres modalidades educativas: 

  • Al decidir por una opción, la educación en línea y la mixta portan flexibilidad de tiempos, pero la presencial sigue siendo vista por la mayoría como de mayor calidad. 
  • Sobre los beneficios, la educación en línea aporta flexibilidad, la mixta planes de estudios enfocados al mercado laboral y la presencial, el aprendizaje con casos prácticos. 
  • Sobre la oferta, la educación en línea y mixta son más preferidas para licenciaturas que para posgrados, situación que se equilibra en la presencial. 
  • Sobre la inversión deseada, la mitad de los internautas pagaría por educación en línea menos de 2 mil pesos, contra el 62 por ciento que invertiría menos de 5 mil en la educación mixta, y poco más de la mitad, menos de 5 mil por la formación presencial. 

Perfil socio educativo de la muestra
El Estudio de Educación en Línea 2018 tomó de los encuestados algunos datos que permiten realizar un perfil respecto a sus expectativas al decidir estudiar: 

  • El 56 por ciento de los internautas tienen niveles de estudio altos, entre licenciatura (43%), diplomados (5%) y posgrados (9%). 
  • 67 por ciento de los usuarios de Internet encuestados tiene empleo, la mitad de ellos de tiempo completo. Casi 6 de cada 10, ganan entre 5 y 15 mil pesos mensuales. 
  • 74 por ciento de los usuarios de Internet no estudia actualmente, pero está interesado en hacerlo. De la muestra, el 50 por ciento tiene empleo y el 24 por ciento no lo tiene. 
  • Sobre su interés para continuar estudiando, luego de la motivación primaria de incrementar sus conocimientos (3 de cada 10), obtener un mejor empleo en otra empresa y un mejor sueldo predomina entre quienes están interesados en estudiar. Los estudiantes agregan la motivación de obtener un certificado oficial y laborar en una empresa trasnacional. 
  • Las cinco motivaciones más importantes para estudiar se resumen en: demandar a las instituciones educativas para que ofrezcan planes de estudios enfocados al mercado laboral, dónde los estudiantes puedan aprender a través de casos prácticos y a su vez contar con retroalimentación continua por parte de sus profesores.
  • La situación económica y la falta de tiempo son, por mucho, los principales factores que impiden la continuidad de los estudios. 
  • La búsqueda de alternativas educativas se realiza mayoritariamente en Internet, a través de buscadores y sitios web no escolares. 
  • La universidad pública no cubre la demanda de los aspirantes a educación, por lo que casi 5 de cada 10 optan por la educación privada. 
     

Related Post