Los desafíos que enfrentan los salones de clases y cómo abordarlos desde la #tecnología

183 0

Sin duda los planteles académicos y estudiantiles han transitado un par de años de incertidumbre. La implementación de un modelo virtual forzado, que luego cambió a híbrido, enfrentó a profesores y alumnos en contextos para los cuales no estaban preparados y muchas instituciones tuvieron que improvisar. Después de toda esa reestructuración, el mundo educativo no solo tuvo que reaccionar rápidamente, sino que se vio obligado a encontrar una nueva forma de asegurar el aprendizaje, garantizar la enseñanza de calidad y fortalecer la comunicación entre los actores involucrados para potenciar valores como la responsabilidad, la integridad y la ética, sobre todo en entornos virtuales.

Y aunque actualmente todo se está volviendo a acomodar, los desafíos no se detienen. Hoy distintos que los de ayer y posiblemente que los de mañana, la tecnología se ha convertido en un gran aliado para las instituciones, maestros y estudiantes. Sin embargo, como comenta María Belén Correa, Directora para LATAM de Turnitin, “el desarrollo tecnológico no solo avanza de manera positiva para resolver problemas, a medida que se implementan soluciones innovadoras, también se crean formas innovadoras de evadirlas o darles un uso inapropiado”.

Es que si algo han puesto sobre la mesa todos estos cambios es la facilidad con que hoy los estudiantes pueden tomar atajos en su proceso de enseñanza a través del uso de herramientas disponibles al alcance de la mano en internet. Esta problemática y cómo transformar estas situaciones en oportunidades formativas son los temas que abordará la Edtech Turnitin en la nueva versión del seminario online Turnitin Summit Américas 2022.

“Es muy importante para el proceso de enseñanza aprendizaje fomentar instancias de retroalimentación formativa. Mejorar los canales de comunicación y darse el tiempo necesario para orientar a los estudiantes es clave para evitar malas conductas académicas. El problema es que no muchas veces los académicos tienen tiempo para dar esta retroalimentación de calidad”, comenta Correa.

Pero ¿qué pueden hacer los profesores y las instituciones para impulsar la retroalimentación formativa? La especialista de Turnitin recomienda:

  • Establecer más de un canal de comunicación

“A medida que se abren vías de comunicación diversas y adaptables a los escenarios de cada estudiante, el profesor puede sentir el pulso de las fortalezas y debilidades de los grupos y puede guiar de mejor manera el camino del estudiante. Fomentar la comunicación a través de las vías que más acomodan a los alumnos puede fortalecer la confianza y el “sentirse escuchado”, afirma la Directora Regional de Turnitin.

  • Transformar la evaluación en una instancia de aprendizaje

La evaluación no tiene por qué ser un momento de estrés, ni para profesores ni para estudiantes. Al contrario, es una instancia formativa con el enfoque centrado en el estudiante. “Cuando los estudiantes se sienten vistos en el camino de aprendizaje tienen más confianza al momento de preguntarle al profesor antes de la entrega final y con esto, mejorar su trabajo. Además, siempre es mucho mejor realizar evaluaciones breves y en distintos formatos en lugar de una gran evaluación final para poder evaluar el avance del grupo”, agrega la profesional.

  • Implementar un código de ética

Para reafirmar el compromiso de los estudiantes y evitar las malas prácticas que están cada vez más a la mano,  implementar un código de ética para el curso o la institución es clave para dejar en claro qué está permitido y qué no y cuáles son las consecuencias de cada acto.

  • Retroalimentación y más retroalimentación

Generar ciclos de retroalimentación constante puede ayudar a mejorar los resultados de los estudiantes. “Es sabido que con todo lo que tienen que hacer los profesores es poco probable que tengan tiempo ilimitado para retroalimentar. Sin embargo, existen softwares como Feedback Studio que permiten generar comentarios de forma fácil, personalizada y automatizada”, comenta Correa.

  • Tecnología para facilitar los procesos

Es que todo lo que envuelve a la educación implica tiempo. Tiempo de revisión, tiempo para calificar, tiempo para retroalimentación, para comunicar y analizar. Sin embargo, tecnología como Gradescope disminuye hasta 50% el tiempo de calificación gracias al uso de Inteligencia Artificial o Draft Coach que permite que los estudiantes auto revisen su trabajo, marcando similitudes de texto y faltar gramaticales u ortográficas antes de que llegue a la revisión final. “La tecnología es una gran aliada para disminuir el estrés y mejorar el proceso de enseñanza aprendizaje. Es combatir las malas prácticas con base tecnológica con innovación formativa”, aclara María Belén.

Turnitin Summit Américas 2022 

En esta nueva versión anual del encuentro regional de académicos organizado por Turnitin, estas problemáticas y cómo resolverlas con innovación serán el centro de conversación. Ponentes de distintas instituciones educativas de Latinoamérica estarán presentes para abordar y dialogar acerca de cómo fomentar el aprendizaje de manera innovadora.

Académicos y expertos en nuevas tendencias educativas de entidades como Cornell University, Universidad de Monterrey, Universidad de Santa Fé, Argentina; Universidad Área Andina de Colombia, Universidad de California y de la Edtech Turnitin estarán compartiendo con líderes académicos de toda la región y resolviendo dudas para enfrentar los retos de hoy.

El evento se realizará de forma online entre el 04 y el 06 de octubre y podrá ser escuchado simultáneamente en inglés, español y portugués. Para asistir a este evento se debe realizar un registro en el siguiente enlace.

Related Post