Los empleos que dan vida a la industria cinematográfica #AlfombraRoja

143 0

La industria del cine está llena de encanto, y de acuerdo a cifras de CANACINE, el año pasado, México ocupó el sexto lugar mundial en el Top 10 de países con mayor número de boletos vendidos, 113 millones de entradas tan solo en 2021.

Y no es de extrañar que tanta gente ame las películas, después de todo, son capaces de crear mundos e historias que entretienen y hacen soñar a la audiencia. Pero lo que  Indeed, el sitio de empleos número 1 en el mundo, reveló fue que para que estas historias cobren vida es necesario un ejército de personas, con distintas habilidades y talentos -y a veces incluso ubicadas en diferentes latitudes, si es necesario.

Como comentó Madalina Secareanu, gerente senior de comunicación corporativa de Indeed para LATAM y Canadá, hay muchas personas responsables de llevar todo el trabajo a la gran pantalla. “Desde tener la primera idea, empezar a producir una historia y luego hacer que la gente la experimente en una sala de cine, hay realmente cientos de trabajos implicados que la gente a veces ni siquiera imagina, como maquilladores, editores de vídeo y audio, fotógrafos y técnicos de iluminación. Los actores son sólo la punta de la industria del cine, pero hay muchas otras profesiones importantes para que todo sea posible”.

Incluso antes de que comience la película

En la sala de cine, para que podamos disfrutar de una película, se requiere de mucho más que solamente una buena actuación. Los actores son quienes están frente a cámara y tienen un papel esencial, pero requieren del apoyo de otros profesionales, como el camarógrafo (Salario mensual promedio en México: $9,072). Su ojo percibe las actuaciones antes que nadie. Su habilidad de encontrar el foco en la acción y seguir las instrucciones del director son vitales para reflejar la intención de la historia y lograr una producción de calidad apta para premiación.

Junto al camarógrafo trabaja también el técnico en iluminación (Salario mensual promedio en México: $13,260), que en algunas productoras reciben el nombre de “gaffer”, y generalmente cuentan con estudios de ingeniería eléctrica. Utilizan su conocimiento avanzado y creativo en el manejo de luces para adecuar cada escena a las exigencias de la historia y mantener la seguridad del staff ante el funcionamiento eléctrico del equipo.

No podríamos disfrutar de grandiosas películas como Cruella, Dune o The House of Gucci si no fuera por la ardua labor de los maquillistas (Salario mensual promedio en México: $6,510). Estos profesionales no sólo se encargan de mantener el cuidado del rostro de los actores, sino también de realizar efectos especiales que van desde una simple cicatriz hasta cambios completos en los rasgos faciales, dejando irreconocibles a quienes aparecen frente a cámara como sucede en Un Príncipe en Nueva York 2.  La película es interpretada por Eddy Murphy, quien desempeña cuatro roles distintos gracias al trabajo del artista de efectos especiales Mike Marino.

También, una de las principales columnas de una filmación es el editor de video (Salario mensual promedio en México: $8,996), cuyas habilidades se centran en la edición mediante programas de cómputo especializados, pero también se requiere gran creatividad y visión artística que refleje la esencia del filme. Estos profesionales siguen los guiones y los bocetos del director para continuar la trama y envolvernos en la magia. Una de sus mayores virtudes es el cuidado al detalle. Es un trabajo tan arduo, que tiene su propia categoría en los Premios Oscar.

Sin duda, existen muchos empleos que se complementan para que podamos disfrutar de tantas historias, en este maravilloso mundo llamado cine. Pertenecer al mundo del cine no solo está reservado para estrellas internacionales, y de acuerdo a Indeed, hay muchos empleos que están vinculados de una u otra manera a la experiencia de salir de casa y llegar a una sala de cine.

Related Post